Hemos estado en Sevilla por cinco días y ya me gusta mucho la ciudad. Por observar e interactuar con mi familia española, los nativos que trabajan en el CCCS, y los niños y los voluntarios de Tal Como Eres--el sitio en que voy a trabajar con Samantha--he visto que la gente española es muy amable y muy hospitalaria.

Me fascina mucho el ritmo de vida en España. Me gusta que durante la siesta, la gente tenga algunas horas para disfrutar tiempo con su familia. Porque no volvemos a la casa en el medio de día en los EE.UU., creo que algunas veces no pasamos bastante tiempo charlando con nuestras familias. Al contrario, aquí en España me parece que existan lazos muy fuertes entre la familia. Cuando almuerzo con mi familia española, me fijo en eso. Por ejemplo, dos veces la hermana de mi "madre" visitó durante el almuerzo y llevó sus sobrinos, gemelos de casi dos años. Las hijas de mi "madre" ayudan a cuidar a estos niños, cantando y jugando con pelotas. Espero que yo hubiera tenido la oportunidad de pasar tanto tiempo con mi propia familia extendida cuando yo era jóven. ¡Qué bueno que ellas puedan ver los gemelos cada día!

Ayer conocí a algunos otros niños cuando empecé con el aprendizaje-servicio allí. Primero, cuando llegamos, conocí a una directora del programa, quien era muy simpática. Después de explicarnos sobre el centro, sus metas, y cómo funciona, nos dió una lista de ejemplos de actividades que se puede hacer con los niños. Era otra voluntaria adulta que asiste al centro habitualmente, entonces, ayer le observamos. Una niña de más o menos cinco años llegó, y era muy tímida. Con ella, primero inflamos globos y dibujamos caras en ellos para que podamos presentarnos al grupo. También asistieron dos otras voluntarias cerca de nuestra edad, así que al principio era cinco voluntarias y sóla una niña. Ella quería leer Blancanieves, y su interés en eso fue muy mono. Yo y Samantha leímos algunas páginas, y nos reímos con las otras voluntarias porque sonó muy cómico en nuestros acentos americanos.  

Luego, llegaron tres niños más que tenían mucha energía, y con ellos jugamos muchos juegos diferentes. Fue difícil de entenderles, pero podía entender la mayoría de lo que dijeron las voluntarias. Creo que, por mi acento, los niños no me entendieron muy bien, pero espero que en las visitas que vengan, hable más con ellos. ¡Creo que esta experiencia va a ir muy bien!

Views: 50

Comment by Geneva Hoffmann on June 14, 2013 at 2:39am

Estoy de acuerdo de su comentarios del ritmos de vida en España. Me encanta la siesta y los almuerzos grandes. Francesca y yo trabajamos con los niños también pero en una escuela infantil. Era muy diferente de las escuelas en los EE.UU. y es muy difícil hablar con los pequeñas. Como se dijiste, por mi acento los niños no me entendieron bien. Me encanta España y no puedo esperar por las próximas semanas! 

Comment by Samantha Brooke Pillar on June 17, 2013 at 3:11am

Estoy de acuerdo con todo. Especialmente la siesta. En EE.UU. no pasamos bastante tiempo con nuestras familias y por eso nuestras familias están más separados. Es una lástima. Pero, estoy tan emocionada a hacer apredizaje-servicio contigo. Será muy divertido. Las otras voluntarios son muy simpáticas y ayudarnos mucha cuando tenemos preguntas o algo. También, entienden que no somos los mejores que de habla Español. Estoy deseando por las próximas semanas. =)

Comment

You need to be a member of Classroom 2.0 to add comments!

Join Classroom 2.0

Report

Win at School

Commercial Policy

If you are representing a commercial entity, please see the specific guidelines on your participation.

Badge

Loading…

Follow

Awards:

© 2022   Created by Steve Hargadon.   Powered by

Badges  |  Report an Issue  |  Terms of Service